MI TELEFONO EN LOS ESTADOS UNIDOS:9416236058.
EMAIL:michelesimonperez@yahoo.es
1 SIXTO FELIX NOVO DESDE BOLIVIA.
2 SHARON NASH DESDE IRLANDA.
3 CARLOS (PICHI) BELICER DESDE VENEZUELA.
4 JORGE ALMEIDA DESDE PORTUGAL.
5 PEDRO NEVES DESDE PORTUGAL.
6 GUILLERMO HERNANDEZ MORONES DESDE MEXICO
7 MARCELINO (CHICO) RAMIREZ DESDE MEXICO.
8 NARMADHA NAVARRO GARCIA DESDE ESPANA.
MI NOMBRE ES MICHEL SIMON PEREZ,NACI EL 18 DE DICIEMBRE DE 1970,EN RANCHO BOYEROS,LA HABANA.CUBA.
MI CASA QUEDABA SITUADA JUSTO AL LADO DE LA FERIA AGROPECUARIA DE RANCHO BOYEROS.POR ESO DESDE NINO MI GRAN PASION POR LOS CABALLOS,LOS RODEOS Y LAS FERIAS.ESTE MUNDO ME ABSORVIO POR COMPLETO.DE AHI MI VIDA SIEMPRE VINCULADA A ESTE GREMIO AL QUE TANTO AMO.
DESDE MUY JOVEN COMENCE A PRACTICAR EL RODEO,DONDE PRACTIQUE DESDE LAS ACROBACIAS A CABALLO,LAS MONTAS DE TOROS,EL ENLANCE DE TERNEROS,DERRIBO DE RESES A MANOS,ORDENOS DE VACAS Y TODAS LAS DICIPLINAS DEL RODEO CUBANO.ME GRADUE EN 1993 DE LICENCIADO EN MEDICINA VETERINARIA.FUI DIRECTOR DE LOS EQUIPOS DE RODEO DEL PARQUE LENIN Y CIUDAD DE LA HABANA,POR MUCHOS ANOS.HOY ALEJADO DE ESTOS QUEHACERES LOS SIGO AMANDO COMO EL PRIMER DIAS.
 

ESTE ES UN SENCILLO RECONOCIMIENTO A TODOS LOS QUE HAN DADO LO MEJOR DE SI EN LOS RODEOS Y LAS FERIAS EN CUBA.COMO NO HAY CASI NADA RECOGIDO DE ESTA RICA HISTORIA HEMOS DECIDIDO PUBLICAR ESTA PRIMERA PAGINA DEL RODEO CUBANO.UNIENDO NUESTRO RODEO CON EL MUNDO.29 MARZO 2009.

 

- Recuperacion de caballos maltratados.

Es una pregunta que vengo escuchando hace tiempo y la respuesta con la que siempre me encuentro es NO. Cuando pregunto cual es el argumento en el que se basan para decir NO vuelvo a darme cuenta que estamos siempre ante el mismo problema, falta de información, creer que si el caballo no responde a lo que pedimos es porque "no sirve" y nunca evaluamos si estamos trabajando y enseñando de la forma correcta, siempre es la culpa del caballo.
Considero basándome en mi experiencia y conociendo la naturaleza de los caballos que el 99% de los caballos son recuperables.

Si hay algo que es evidente es la gran nobleza que ellos tienen, pueden haber sido maltratados, mal alimentados, haber pasado por muchas y diferentes formas de manejo que ellos vuelven a confiar. Creo que eso es una gran ventaja para nosotros porque nos dan una nueva oportunidad, pero una gran y terrible desventaja para ellos porque debido a su gran nobleza vuelven a confiar en alguien que quizás repita el mismo maltrato que venia trayendo.

Obviamente cuando hablo que es posible recuperarlos hay que conocer su naturaleza, como se comunican, que nos están diciendo en diferentes situaciones, porque reaccionan de una u otra manera.etc. No con caricias y buenas intenciones se logra hacerlo, si bien eso ayuda, hay que tener muy en claro ciertos temas.

El primer punto a saber es ¿que le paso? Y este tema fundamental es uno de los mas complicados, porque por lo general la persona que maltrato o trato de una forma no adecuada al caballo es difícil que lo reconozca y si lo hace nunca cuenta toda la historia. La ventaja que tenemos en este sentido es que lo que no nos dicen sus dueños a la hora de trabajar los caballos hablan por si solos.

Una vez que detectamos cual es el problema y tenemos la información necesaria para idear un plan de trabajo, comienza nuestro trabajo.

Hay millones de formas y métodos para trabajar los caballos, yo siempre digo que uno tiene que aprender y conocer que se tratan todos, y de esos sacar lo que a uno mas le sirva. El desafío de esto es que ningún caballo es igual a otro, por ese motivo es que tenemos que conocer las diferentes formas de trabajo, porque de cada una siempre se saca algo útil.

Mi manera de recuperar caballos como decía es una vez que tengo la información que necesito comienzo mi trabajo creando una relación con el caballo de respeto y confianza mutua, esto se logra a través del liderazgo, que ellos nos acepten como lideres y a partir de ahí nuestra tarea empieza a ser mas sencilla.

Cuando logramos crear este vínculo considero que es fundamental hacer hincapié en la confianza, que ellos vean y sepan que pase lo que pase pueden confiar en nosotros.

Una de las cosas que nos da mucho resultado es crear una pista donde tenemos diferentes obstáculos, colores, texturas, ruidos, lo que se les ocurra donde el caballo tenga que pasar por donde sea perdiendo el miedo a todo, por ejemplo pasar por encima de botellas de plásticos, sabemos que este tipo de ruidos por lo general los asusta mucho, entonces lo usamos como herramienta, pisar bolsas, colgarle plásticos, nailon, globos, lo que se les ocurra, siempre sabiendo que es fundamental ser GRADUAL, si queremos que el caballo pase por lugares ruidosos por ejemplo hay que darle el tiempo que necesite para olfatear, pisar de a poco, cuanto mas ansiosos se pongan peor es, si uno piensa que va a estar 5 minutos lo mas probable que eso le lleve una hora, ahora si yo digo tengo el tiempo que sea para que el caballo pase por acá, les puedo asegurar que en 2 minutos el caballo paso y anduvo por el lugar que se les ocurra.

Hay que saber que los caballos son muy perceptivos y son nuestro reflejo, si estamos nerviosos ellos lo saben y se lo transmitimos, si estamos tranquilos pasa lo mismo. Por eso es recomendable cuando uno no tuvo un buen día o no se encuentra bien mejor no trabajar con los caballos, porque nuestra situación emocional influye mucho en ellos.

Hay pequeñas cosas que quizás parezcan que no tienen sentido que a los caballos les produce grandes cambios, entre estas los ejercicios de confianza.

Otra de las cosas que recomiendo es trabajar mucho a pelo, montar con bozal, tener mucho contacto con su cuerpo. Es impresionante como cambian y como se relajan. La idea es que el caballo vea que no siempre que lo vamos a montar y trabajar va a tener una cincha que le ajuste, un fierro en la boca etc.
Me gustaría ser breve (aunque me cuesta) y comentarles un caso.

Hace más de un año me llega un caballo alazán enorme, pura sangre donde me dicen que su problema es que no salía a mano izquierda.

Cuando vi su cara, su expresión me di cuenta que algo pasaba. Buscando información me comentan que era un caballo que había pasado por varios domadores, que había golpeado gente, que era un caballo agresivo, que me iba a matar, que no lo tomemos etc. Para esto el caballo ya lo teníamos con nosotras, en ningún momento se me cruzo no trabajarlo porque apenas lo vimos si bien nos dimos cuenta que era un caballo muy sufrido que simplemente se estuvo defendiendo y que detrás de esa mirada de terror había un caballazo como decimos acá.

Cuando comenzamos fue difícil porque tenía terror a todo, principalmente a las personas. Cuando salías al galope se disparaba, temblaba era un caballo con mucho miedo. Ni hablar de tocar sus manos y patas, manoteaba como loco.

Resultado:

El caballo no solo se recupero, sino que comenzó a saltar y volaba, tenía todas las condiciones para hacer lo que quería, terminamos saliendo al campo a pelo, bozal perdió el miedo a todo. Se desvasaba suelto, podías pasar por sus patas, debajo, por detrás lo que quisieras. La verdad fue un trabajo hermoso simplemente basado en la confianza y respeto mutuo.

Espero que les haya servido esta humilde opinión y sobre todo saber que si uno se toma el tiempo todos los caballos se pueden recuperar.