MI TELEFONO EN LOS ESTADOS UNIDOS:9416236058.
EMAIL:michelesimonperez@yahoo.es
1 SIXTO FELIX NOVO DESDE BOLIVIA.
2 SHARON NASH DESDE IRLANDA.
3 CARLOS (PICHI) BELICER DESDE VENEZUELA.
4 JORGE ALMEIDA DESDE PORTUGAL.
5 PEDRO NEVES DESDE PORTUGAL.
6 GUILLERMO HERNANDEZ MORONES DESDE MEXICO
7 MARCELINO (CHICO) RAMIREZ DESDE MEXICO.
8 NARMADHA NAVARRO GARCIA DESDE ESPANA.
MI NOMBRE ES MICHEL SIMON PEREZ,NACI EL 18 DE DICIEMBRE DE 1970,EN RANCHO BOYEROS,LA HABANA.CUBA.
MI CASA QUEDABA SITUADA JUSTO AL LADO DE LA FERIA AGROPECUARIA DE RANCHO BOYEROS.POR ESO DESDE NINO MI GRAN PASION POR LOS CABALLOS,LOS RODEOS Y LAS FERIAS.ESTE MUNDO ME ABSORVIO POR COMPLETO.DE AHI MI VIDA SIEMPRE VINCULADA A ESTE GREMIO AL QUE TANTO AMO.
DESDE MUY JOVEN COMENCE A PRACTICAR EL RODEO,DONDE PRACTIQUE DESDE LAS ACROBACIAS A CABALLO,LAS MONTAS DE TOROS,EL ENLANCE DE TERNEROS,DERRIBO DE RESES A MANOS,ORDENOS DE VACAS Y TODAS LAS DICIPLINAS DEL RODEO CUBANO.ME GRADUE EN 1993 DE LICENCIADO EN MEDICINA VETERINARIA.FUI DIRECTOR DE LOS EQUIPOS DE RODEO DEL PARQUE LENIN Y CIUDAD DE LA HABANA,POR MUCHOS ANOS.HOY ALEJADO DE ESTOS QUEHACERES LOS SIGO AMANDO COMO EL PRIMER DIAS.
 

ESTE ES UN SENCILLO RECONOCIMIENTO A TODOS LOS QUE HAN DADO LO MEJOR DE SI EN LOS RODEOS Y LAS FERIAS EN CUBA.COMO NO HAY CASI NADA RECOGIDO DE ESTA RICA HISTORIA HEMOS DECIDIDO PUBLICAR ESTA PRIMERA PAGINA DEL RODEO CUBANO.UNIENDO NUESTRO RODEO CON EL MUNDO.29 MARZO 2009.

 

- Datos personales.

DATOS BIOGRÁFICOS

Chico Ramírez nació en Uruapan Michoacán, México y actualmente vive en la ciudad de Morelia, Patrimonio de la Humanidad.

Cursó sus estudios de primaria, secundaria y preparatoria en su ciudad natal.

En 1979 y 1980 estudió el idioma ruso en la ciudad de Moscú y esta lengua se encuentra, junto con el inglés, como una de las que domina.

Estudió Agronomía en la Escuela Nacional de Agricultura Chapingo de la cual egresó en 1977 como Ingeniero Agrónomo especialista en Fitotecnia, cuando ya la institución llevaba el nombre de Universidad Autónoma Chapingo.

Chico ha sido deportista activo toda su vida inclinándose por los deportes extremos como el buceo, el esquí en agua y nieve, alpinismo, motociclismo, excursionismo de alta montaña, pero sobre todo, disfrutó del vuelo libre en ala delta. Durante los años de universitario practicó el fut bol americano (del cual conserva algunas lesiones de rodilla) y finalmente se dedicó a la charrería, el Deporte Nacional.

Es charro federado desde 1979 y ha fundado dos asociaciones charras y varios grupos de escaramuzas.

Fue presidente de la Asociación de Charros "Generalísimo Morelos", de Morelia, Mich.

Desde su más temprana infancia tuvo contacto con los caballos en los recorridos y trabajos prácticos que exigía el manejo del ganado vacuno de los ranchos familiares, ubicados en El Mirador y Playa Azul, Michoacán.

SUS PRIMEROS MAESTROS

Sus primeros maestros fueron su abuelo, su tío y su padre pues fueron gente de a caballo durante toda la vida.

El caso de su abuelo es digno de mención especial pues además de haber tomado parte activa en la Revolución Mexicana, movimiento social en el que llegó a ser General Brigadier, ocupó importantes cargos políticos a nivel estatal y nacional, pues fue diputado local, diputado federal, senador de la República y gobernador del estado de Michoacán. Sin embargo, la importancia de sus encargos no le impidió continuar con la práctica de la equitación. Durante mucho tiempo, el general Enrique Ramírez amansaba sus propios potros y bestias mulares y fue, además de un magnífico lazador a campo abierto, un experto en el floreo de la reata tanto a pié como a caballo.

Chico sin embargo, recibió la mayoría de las lecciones de su tío Pedro, que dedicó toda su vida a la producción agropecuaria y fue un extraordinario jinete y lazador. Don Pedro tenía especial atracción y satisfacción por iniciar, como lo hacía su padre, los caballos y mulas que utilizaba posteriormente en el trabajo del rancho. Son muchas las anécdotas que sobre sus proezas campiranas guarda la memoria familiar.

Su padre no se quedaba atrás pues fue un buen hombre de a caballo. Durante los años de sus estudios profesionales como ingeniero agrónomo en la Escuela Nacional de Agricultura de Chapingo, en ese entonces militarizada, perteneció al prestigioso grupo de caballería. Con su aguda capacidad de observación y su habilidad deductiva propia de un pedagogo nato como lo fue, supo obtener la mejor respuesta de sus caballos sin lastimarlos ni abusar de ellos, sus armas siempre fueron el sentido común, la justicia y la razón.

Chico practicó durante su juventud el manejo tradicional, si bien impregnado de buenas costumbres y la comprensión hacia el caballo que le enseñaron sus familiares, pues gozaron una bien ganada fama de tener “buena mano” con los caballos. Con el tiempo Chico logró comprender el sentido de esta expresión, referido a una actitud fundada en la sensibilidad, intuición, sentido común y un profundo conocimiento del caballo, producto de una basta experiencia adquirida a lo largo de muchos años de montar continuamente y que si bien no constituye un método en sí misma, si define una forma de ser y vivir que toma en cuenta la naturaleza del caballo y se identifica con él a plenitud. Bien podríamos identificar esta actitud o buenas maneras, como procedimientos naturales a los que tal vez sólo les hacía falta la congruencia de un método y el sustento teórico que ahora tiene el Manejo Natural del Caballo.

En esa época el quehacer de Chico se orientaba sólo a las actividades campiranas y al uso del caballo como medio de transporte cuando los caminos a los ranchos eran intransitables para vehículos automotores.

ENCUENTRO CON LA CHARRERÍA

Fue bastante más tarde cuando incursionó en la charrería, que con otra finalidad y procedimientos influyó en él de manera decisiva en la búsqueda de formas alternas de manejo de los caballos. Es aquí donde siente esa necesidad que se refleja en su actitud crítica pero aún sin forma ni sustento, que adquiere congruencia cuando logró recopilar suficientes bases surgidas del conductismo y del estudio de la naturaleza del caballo.

EL CONDUCTISMO

El encuentro con los procedimientos sicológicos llegó más tarde, durante la segunda mitad de la década de los 80’s, cuando tuvo contacto integral y coherente con el conductismo en equinos con sus diferentes denominaciones.

A partir de ese momento no se dio tregua en la investigación, estudio y práctica de la novedosa forma de relación con nuestro compañero preferido.

MÁS MAESTROS

En ese buscar y ver recibió la influencia de los conductistas más importantes de la época moderna, como Tom y Bill Dorrance, Ray Hunt, Robert Miller, Pat Parelli, Johon Lyons, Buck Brannaman y Dennis Reis, entre otros. Sin embargo, también estudió a fondo la obra de clásicos como Pluvinel, de la Guérinière, Chambry, Baucher, Fillis, Fiaschi, Xenofonte, Pignatelli, Grisóne, Nuno de Oliveira y los mexicanos José Ignacio Lepe y Carlos Rincón Gallardo entre otros.

LA FUNDAMENTAL TEORÍA

Tal vez por su formación universitaria, Chico dio y sigue dando una importancia capital a la explicación y sustento teórico de su sistema, el Manejo Natural del Caballo, por lo que, paralelamente se dio a la tarea de estudiar la sicología conductista, sicología del aprendizaje, etología general, equina y humana, zoología, evolución, pedagogía y antropología entre otras ciencias en que se apoyan todos sus principios, propuestas y aseveraciones.

Actualmente, más que en el conocimiento, experiencia y obra de los más notables hombres de a caballo del mundo, el MNC busca respuesta a sus preguntas en esas ciencias que le dan sustento, certeza y eficacia.

Es frecuente escuchar a Chico decir que ha dedicado más tiempo de su vida al estudio teórico-práctico de los caballos, que a sus estudios universitarios.

NACE EL MANEJO NATURAL DEL CABALLO

Como resultado de la fusión de estas dos fuentes principales de conocimientos, la sicología conductista y la etología, y de muchos años de práctica y ensayos continuos nace el Manejo Natural del Caballo. Su surgimiento es el acontecimiento más importante en el mundo de la equitación y constituye el sistema que hacía falta para posibilitar la mejor relación con los equinos, pues brinda una extraordinaria alternativa para aprovechar al máximo el potencial de tan magnífico animal.

Pero al mismo tiempo que Chico ampliaba sus conocimientos teóricos acumulaba experiencia en el manejo de los caballos y la equitación comenzó a ganar importancia sobre sus actividades profesionales derivadas de su formación universitaria, a las que se había dedicado desde su graduación como Ingeniero Agrónomo.

Gradual pero consistentemente, destinaba cada vez más tiempo a la los caballos hasta que muy pronto esta terminó siendo su única ocupación.

LA EVOLUCIÓN

Chico comenzó practicando el MNC con sus propios caballos para luego hacerlo con los de sus amigos y finalmente, como él mismo lo cuenta, con los caballos de los amigos de sus amigos.

Cuando a su rancho llegaba un caballo nuevo que había que iniciar, Chico invitaba a sus familiares y amigos y mostraba la invariable eficacia del MNC montándolo en sólo algunos minutos sin resistencia alguna. En la actualidad aún conserva esta práctica, que es el tema central de las múltiples demostraciones que hace en México y el extranjero.

Al mismo tiempo Chico dedicaba parte de su tiempo al entrenamiento de grupos de escaramuzas por todo el país ampliando la cantidad de caballos que atendía. A lo largo de varios años 22 grupos recibieron su instrucción y algunos de ellos alcanzaron un importante nivel competitivo que con consistencia pudieron conservar durante años.

EL BING BANG

Un buen día un gran amigo le pidió realizar un par de demostraciones como esas en uno de los lienzos charros más importantes del país y gracias a ello, las bondades del MNC trascendieron de manera explosiva e incontenible. Rápidamente se difundió la noticia de la existencia de un sistema capaz, como ningún otro, de obtener gentilmente la cooperación del caballo en las tareas que se le solicitan y ese sistema era obra de un mexicano… y charro por añadidura.

A partir de entonces se multiplicaron las solicitudes que recibe para hacer demostraciones de MNC. Su continuo peregrinar incluye países como Estados Unidos, Ecuador, Hungría, Cuba, Chile, Brasil, Chequia y Francia, pero su incansable actividad se concentra de manera especial en México y España.

La Charrería, que es la mayor organización de hombres de a caballo del mundo con más de 16,000 jinetes afiliados en una federación, ha auspiciado demostraciones de Chico y su Manejo Natural del Caballo en toda la República Mexicana durante Campeonatos Estatales, Regionales y Congresos Nacionales Charros, con la finalidad de que sus miembros conozcan las ventajas de una mejor relación con los caballos.

Sus exhibiciones han sido presenciadas por infinidad de personas de las más variadas disciplinas ecuestres, como son charros, escaramuzas, rejoneadores, policías montados, herradores, veterinarios, arriendadores, jinetes de rienda olímpica (reining), domadores, guardias rurales, locutores charros, artistas, criadores de caballos, jinetes de Dressage, Salto, Raid, Monta Western, etc. Cada vez más gente conoce, aprende y utiliza el MNC en el mundo.

ACTIVIDADES EDUCATIVAS

Gracias a esa profusa difusión se dio de manera natural el segundo paso: la actividad didáctica de Chico Ramírez que ya llevaba algunos años pero no con el carácter extensivo que su prestigio le otorga ahora. A partir de esas demostraciones las solicitudes para que compartiera el conocimiento de su sistema se incrementaron de manera exponencial, que adquiriera el carácter internacional que tiene ahora sólo fue cuestión de algunos meses.

A lo largo de muchos años Chico ha impartido cientos de seminarios y cursos a variados grupos de hombres y mujeres de a caballo por todo el país y el extranjero. Son abundantes las asociaciones de charros, clubes hípicos, particulares, criaderos de caballos y diversas organizaciones que han llevado a cabo sus cursos de capacitación. Con duración de uno a varios días, se han contemplado temas fundamentales como: "Liderazgo", "Manejo Natural del Caballo", "Iniciación de Potros", "Monta Natural I, II y III", "Manejo Natural para el Veterinario y el Herrador", "Solución Natural a Problemas Tradicionales", “El MNC en el Reining”, etc.

Por otra parte, Chico dicta también con regularidad seminarios para instructores, competidores, jueces, locutores, etc. sobre los temas “Genética del Color en Equinos” y “Los frenos, su uso y efectos”.

Pero sin duda alguna, su participación pedagógica adquiere especial importancia en el trabajo que realiza con estudiantes de enseñanza superior. En México Ha visitado las universidades: Autónoma de Aguascalientes, Autónoma de Zacatecas, Autónoma de Querétaro, Autónoma de México, Autónoma Metropolitana, Michoacana de San Nicolás de Hidalgo, la Autónoma Agraria Antonio Narro de Saltillo y el Tecnológico de Cd. Obregón, entre otras, mientras que en España lo ha hecho en la Universidad Nacional de Educación a Distancia y en la Universidad Autónoma de Barcelona y tiene programados cursos en la Universidad de Granada y en la Escuela de Capacitación Agraria de Barcelona para el año 2007.

MILES DE ESTUDIANTES

Actualmente la cifra de estudiantes de MNC en tres continentes, que actualmente se afanan por mejorar sus capacidades asciende a miles. Pero si la cantidad es importante la calidad lo es más, pues en ese grupo se reúnen las mayores cualidades, principios y valores humanos. De hecho, existe una hermandad entre sus integrantes y no podría ser de otra forma, la transformación de la gente que practica el MNC no sólo beneficia al caballo, sino también a sus semejantes. En ellos, el cambio de actitud es total y la empatía y la solidaridad predomina sobre el egoísmo, la incomprensión y la agresividad. En esa transformación se deja de ser competitivo para ser competente.

Y MILES DE CABALLOS

Por otro lado, también suman ya miles los caballos que han pasado por las manos de Chico durante los últimos 19 años. Sólo durante el año 2000, tuvo un promedio de manejo de un poco más de un caballo cerril por día. En sus actividades de iniciación de potros, de solución a problemas de comportamiento, así como de impartición de cursos, Chico a utilizado caballos de las más diversas razas (y sus cruzas), como Árabe, Cuarto de Milla, Inglés, Español, Hanover, Silla Frances, Westfalia, Falabella, Azteca, Ruso, Portugués, criollo mexicano, Morgan, Appaloosa, Pinto, Paint, Sagia, Asturcón, Marismeño, Gallego, Criollo Chileno, Criollo Argentino, Paso Peruano, Mallorquín, Menorquín, Frisón, Akalteke, mulas, mustangs e incluso híbridos de cebra con yegua.

Es particularmente importante mencionar, que ningún caballo, de cualquier raza, ha dejado de ser iniciado con suavidad y efectividad, sin un solo incidente digno de ser mencionado, sufrido por los caballos, por Chico o por alguno de sus estudiantes. Ni uno solo de los numerosos casos de corrección de resabios, mala conducta o deficiencia de educación ha dejado de ser resuelto, la inmensa mayoría en el término de algunos minutos, logrando invariablemente que el caballo comprometa su voluntad en las acciones que se le piden. Tal es la efectividad del Manejo Natural del Caballo.

PARTICIPACIÓN LITERARIA

En cuanto a la labor de difusión, Chico ha colaborado con las más importantes revistas mexicanas especializadas en actividades ecuestres, como "Charrería, el deporte nacional", "A Caballo", "A Galope", "Lienzo Charro y Orgullo Mexicano". Actualmente escribe mensualmente un artículo sobre solución a problemas en la prestigiada revista española "Ecuestre", de amplia difusión en el país europeo y en América Latina.

Ha sido entrevistado por televisoras y radiodifusoras de muchos países, dejando muy claros los conceptos y principios del MNC.

Así mismo, toma parte activa en la sección de deportes de varios sitios de INTERNET. Es frecuente encontrar su participación en diferentes foros ecuestres de España, Argentina y México, brindando ayuda desinteresada a innumerables equitadores para resolver los problemas de relación con sus compañeros los caballos.

A falta de una publicación especializada en el Manejo Natural del Caballo, diseñó, creó y publicó la única revista en español con estas características: "El Relinchido", (actualmente sólo disponible por Internet en esta página).

Es importante señalar que Chico jamás ha pagado por la difusión del MNC mediante algún anuncio, reportaje, entrevista, inserción o mención. Si en alguna publicación aparece algún espacio en recuadro conteniendo información sobre cursos de MNC, se debe a un intercambio pactado a cambio de sus artículos y colaboraciones. Chico lleva a cabo personalmente la difusión del Manejo Natural del Caballo mediante sus demostraciones públicas que realiza en toda América, Europa y algunas partes de África.

NACE LA ESCUELA DE ADIESTRAMIENTO Y MONTA NATURAL

Como consecuencia de su intensa actividad y tesón, en el año de 1993 creó la Escuela de Adiestramiento y Monta Natural, único centro de adiestramiento que emplea el Manejo Natural del Caballo, sistema fundado en la psicología y la comunicación sobre la base de una verdadera interpretación etológica, que le permite invariablemente lograr la participación voluntaria del caballo en lo que se le pide.